Itaú BBA - Suben los precios de los commodities agrícolas

Revisión Mensual de Commodities

< Volver

Suben los precios de los commodities agrícolas

mayo 9, 2016

Esperamos alzas adicionales en la cotización del petróleo y una caída en los precios del mineral de hierro.

• Los precios de los commodities continuaron subiendo en abril, todavía influidos por el ambiente macroeconómico favorable. Los precios del petróleo, del mineral de hierro, del maíz y de la soja subieron más acentuadamente debido a factores específicos.

• Elevamos las proyecciones de los commodities agrícolas, luego de incorporar la perspectiva de una contracción en las existencias en la cosecha 2016/2017.

• Esperamos alzas adicionales en la cotización del petróleo (a 55 dólares por barril a fines de año) y una caída en los precios del mineral de hierro.

Los commodities continuaron su tendencia alcista en abril, subiendo 12%, según el Índice de Commodities Itaú (ICI). Una vez más, el ambiente macroeconómico global y factores específicos contribuyeron a una suba de los tres componentes del índice: agrícolas (7%), metales (12%) y energía (19%).

La suba de los commodities metálicos y energéticos fue lo más destacado. Cabe también resaltar el fuerte aumento de la soja y del maíz en el mes, en un momento en que la atención del mercado se vuelca hacia la probable reducción de las existencias en la cosecha 2016/2017 así como los  mayores riesgos asociados al clima.

Revisamos al alza las proyecciones de los commodities agrícolas, ya que reconocemos que los aumentos recientes reflejan fundamentos alcistas. El efecto neto es una suba de 6,1 puntos porcentuales en el ICI-agrícola, y de 2,3 puntos porcentuales en la proyección del ICI a fines del año. Los ajustes en el escenario son:

- Soja: desde 8,8 dólares a 10,0 dólares por bushel;

- Maíz: desde 3,75 dólares a 4,0 dólares por bushel

- Trigo: desde 4,85 dólares a 5,10 dólares por bushel

- Algodón: desde 0,615 dólares a 0,62 dólares por libra

La recuperación en los precios del petróleo es sostenible, y es probable que continúe. Los precios subieron y se encuentran por sobre 45 dólares por barril, a pesar del fracaso en las negociaciones entre los principales países exportadores, ya que la caída en la producción de los EUA está reduciendo el exceso de oferta. Según nuestras estimaciones, el exceso de oferta global desestacionalizado se redujo por la mitad en el 1T16, comparado al 4T15. Este proceso continuaría en el 2T16, de modo que el balance global alcanzaría el equilibrio en el 3T16. Esperamos que el petróleo tipo Brent llegue a 55,0 dólares a fines de año.

Por otro lado, esperamos que los precios del mineral de hierro retrocedan. El alza de los precios fue el resultado de una aceleración en la construcción pesada en China unida a los bajos niveles de existencias de la cadena de suministro de acero en el país asiático. El efecto de los niveles de existencias es transitorio, y la mejora de la construcción no es suficiente para reverter el exceso de oferta de mineral de hierro transportado por vía marítima. De hecho, las existencias de materias primas (incluyendo el mineral de hierro) están empezando a aumentar en China.

La combinación de precios de petróleo al alza, una cotización del mineral de hierro a la baja y unos precios agrícolas estables supone un aumento del 6% en el ICI  a fines de año, con relación a nuestra actual proyección.

Petróleo: sin acuerdo, ¿y qué?

El mes de abril mostró que la recuperación de los precios no depende de un acuerdo entre los principales exportadores. El encuentro celebrado en Doha entre los principales países exportadores de petróleo se cerró sin un acuerdo para congelar la producción. Sin embargo, la caída inicial (-6%) fue rápidamente revertida, y los precios volvieron a alcanzar nuevos niveles máximos para el año 2016 dos días luego de la reunión.

La evolución reciente continúa mostrando que el balance global está avanzando hacia el equilibrio. La producción de los EUA está decreciendo (véase gráfico) y la demanda global está avanzando en línea con la tendencia de medio plazo. Estos dos factores llevarían al fin del exceso de oferta ya en el 3T16.

Teniendo en cuenta la evolución del mercado, la decisión de Arabia Saudita y sus aliados de no congelar la producción es comprensible. La estrategia actual está funcionando – la inversión global en el sector ha caído mucho, lo que ha reducido la oferta futura. El proceso para eliminar el exceso de oferta está en curso.

Esperamos que los precios continúen al alza con el fin del exceso de oferta en el mercado a mediados de 2016. De acuerdo a nuestras estimaciones, el petróleo tipo Brent se negociaría a  55 dólares por barril a fines de 2016.

Mineral de hierro: precios podrían caer en breve

Moviéndose en dirección contraria a la mayoría de las previsiones (incluso las nuestras), el mineral de hierro continuó al alza en abril. Los precios se encontraban en 56 dólares al principio de abril y alcanzaron 70 dólares el día 21. A pesar de que los precios retrocedieron luego a 66 dólares a fines de mes, la cotización del mineral de hierro acumuló un aumento de 18% en el mes.

La suba se produce luego de un aumento inesperado de la demanda en China fruto de la recuperación en la inversión del sector inmobiliario y en infraestructura. Ambos sectores son responsables por más del 50% de la demanda por acero en China.

El impacto en el precio se vio intensificado debido a los bajos niveles de existencias de toda la cadena de producción de acero (véase gráfico). Como las existencias de materias primas (incluyendo el mineral de hierro) ya han comenzado a recuperarse, los precios del mineral de hierro podrían empezar a caer en breve. La caída sería consistente con el exceso de oferta en el mercado global de mineral de hierro transportado por mar.

Proyectamos una caída de los precios a 42 dólares por tonelada a fines de 2016.

Maíz y soja: perspectiva de reducción de existencias en 2016/2017, incluso sin pérdidas en América del Sur

Los precios del maíz y del trigo repuntaron luego de la publicación del informe de intención de siembra del 31 de marzo. Los precios de la soja continuaron avanzando. Los contratos futuros a fines de año para el maíz, la soja y el trigo subieron 7,2%, 9,0% y 2,4%, respectivamente.

El alza podría haber sido favorecida por el ambiente macroeconómico, pero el principal factor fue el deterioro en la perspectiva de la oferta.

Las condiciones climáticas recientes fueron desfavorables para la producción en América del Sur y reducirán la producción de la cosecha de inverno de maíz (en Brasil) y la cosecha de soja en Argentina. El impacto de la situación en Argentina sobre los precios de la soja podría ser compensado por el ritmo acelerado de embarques en Brasil, pero la menor producción de maíz en Brasil derivaría en un escenario de escasez a lo largo de todo el año, lo que se traduciría en primas elevadas en relación a los precios internacionales.

Perspectiva de menor oferta de maíz y soja en la cosecha 2016/2017. La siembra de la próxima cosecha en los EUA está avanzando bajo condiciones favorables, y los riesgos (de sequía) se encuentran en línea con los niveles históricos. Aún así, el retorno a los niveles de productividad normales luego de dos cosechas muy favorables haría que la producción de ambos commodities cayese. Además, la próxima cosecha en América del Sur se vería negativamente afectada por el fenómeno climático La Niña.

Proyectamos una expansion de 2% en la demanda global de maiz, mientras que la demanda global para la soja crecería 4%.

Si unimos las perspectivas para la oferta y la demanda, esperamos una reducción en las existencias de maíz y soja en el año-cosecha 2016/2017, incluso sin incorporar el posible  impacto de La Niña en América del Sur.

Elevamos las proyecciones para el maíz (desde 3,75 dólares a 4,0 dólares por bushel), la soja (desde 8,8 dólares a 10,0 dólares por bushel) y el trigo (desde 4,85 dólares a 5,10 dólares por bushel), teniendo en cuenta una menor disponibilidad en el próximo año. 


 

Artur Manoel Pasos 

Ivan Lasaro


 



< Volver