Itaú BBA - CHILE – Registro inflacionario de julio sin sorpresa favorece recorte 25 pb en septiembre

Macro Latam

< Volver

CHILE – Registro inflacionario de julio sin sorpresa favorece recorte 25 pb en septiembre

agosto 8, 2019

Baja inflación subyacente y nuestro índice de difusión indican que las presiones inflacionarias están contenidas

La inflación estuvo en línea con las expectativas del mercado para el mes de julio, permaneciendo estable a niveles bajos, pero el aumento de los precios de vestuario nos sorprendieron al alza. Los precios al consumidor aumentaron un 0,2% de junio a julio (Itaú: 0,1%), un retroceso de 0,1pp con respecto al año anterior. La inflación anual se moderó en 0,1pp a 2,2%, debido a una moderación del componente transable, mientras que el componente de no transable (un buen indicador de la evolución de la brecha del producto) se mantuvo estable cerca de mínimos históricos. Este es el último registro de inflación que conocerá el banco central antes de su reunión del 3 de septiembre. En ausencia de una sorpresa a la baja, esperamos que el consejo reduzca la tasa de polític a monetaria en 25 pb el próximo mes (con otro recorte de magnitud similar en octubre). Sin embargo, el desarrollo del escenario internacional podría justificar un movimiento más agresivo (50 pb).

El aumento de los precios del transporte interurbano, en medio del período de vacaciones de invierno, los ajustes de los precios de salud y la implementación de alzas a las tarifas eléctricas contribuyeron con 18 pb a la inflación total. Además, el cambio estacional llevó a la división de vestuario a registrar un aumento de 0,9% mensual, por encima de nuestra expectativa de una disminución en el mes. El aumento en el mes fue parcialmente contenido por la disminución del 0,4% en la división de bebidas alcohólicas y tabaco. La inflación, excluyendo los precios volátiles de alimentos y energía, aumentó un 0,1% desde junio (0,2% el año pasado), los precios no transables registraron una ganancia de 0,4% (en línea con julio de 2018), mientras que los precios transables se mantuvieron estables dur ante el mes (0,3% en 2018).

La inflación anual se mantuvo baja. La inflación subyacente (precios que excluyen alimentos y energía) se ubicó en 2,2% (0,1pp sobre el registro de junio), permaneciendo cerca del límite inferior del rango meta de 2%-4% del banco central. Mientras tanto, la inflación no transable (servicios básicos), una medida sensible a las presiones de demanda, fue 2,8%, permaneciendo cercana al nivel más bajo desde la crisis financiera mundial. La inflación transable disminuyó 0,2pp a 1,7%, siendo el principal factor a la baja. Además, nuestro índice de difusión continúa apuntando a presiones inflacionarias contenidas.

Vemos que la inflación llegará a 2,8% este año (2,6% en 2018). El aumento esperado de las tarifas eléctricas en el segundo semestre y cierta normalización de los precios de los alimentos provocaría un aumento gradual de la inflación hacia adelante.

 

Miguel Ricaurte
Vittorio Peretti

 



< Volver